Learn Spanish in Spain

Estudiar Español en España

Usamos cookies para mejorar su experiencia como usuario de nuestra web. Cookie Más información

Inicio » Cultura » España » Música » Ópera y Zarzuela Española

Ópera y Zarzuela Española

Spanish Opera

Información sobre la Ópera y la Zarzuela en España. Personajes, autores, representantes y principales obras maestras.

Vocabulario

Tipo: kind
Decorado: scenery
Compositor: composer
Género: genre
Coro: chorus
Corte: court
Personaje: character
Representación: performance
Contra: against
Chico: short

Verbos

Desarrollar: to develope
Abrir: to open
Derivar: to come from
Asistir: to attend
Desaparecer: to disappear

Ópera es un tipo de teatro dramático en el que cantantes y músicos combinan texto (libreto) con una partitura musical. La ópera incorpora muchos elementos del teatro tradicional como: actuaciones, trajes, decorados, orquestas y a veces danza. Hacia el final del siglo XVI, la ópera comenzó a aparecer en Italia y rápidamente se difundió por toda Europa, transformándose en una tradición de música clásica occidental.

La ópera en España se desarrolló más lentamente que en el resto de Europa. Al mismo tiempo, la mayoría de los críticos la despreciaban debido a la fuerte tradición del drama hablado en España. A pesar de esto, en el siglo XVI Juan del Encina (o Enzina), un compositor de Salamanca conocido como el fundador del teatro español, incorporaba ya canciones a sus obras.

En el siglo XVII, comenzaron a aparecer las primeras óperas españolas, escritas por famosos escritores como Calderón de la Barca o Lope de Vega con la colaboración de compositores como Juan Hidalgo Polanco. Aparecieron nuevos géneros en los que la lengua vernácula y el diálogo se integraban en las producciones. Estos nuevos géneros, la ópera de baladas y la ópera cómica, abrieron la puerta para que los compositores españoles desarrollaran su propio estilo de ópera que sería conocido como “zarzuela”.

La zarzuela es una opereta de estilo propio español que combina pasajes hablados, canciones, coros y baile con elementos tradicionales de la ópera y de la música popular. El género fue innovador porque dio una función dramática a los números musicales y los integró en el argumento de la historia. El nombre zarzuela deriva de una residencia real de caza llamada el Palacio de la Zarzuela en Madrid, donde las primeras producciones de este tipo se representaron para la corte española del siglo XVII. El palacio, y en consecuencia el género musical, recibieron su nombre de la palabra española “zarza”, que son las plantas que rodeaban el edificio. Cataluña también desarrolló su propia zarzuela en catalán para las clases burguesas. El género español de la ópera se extendería por América, Cuba y Filipinas durante la conquista y la colonización, donde se incorporarían diferentes tradiciones y estilos. Hay dos categorías principales de zarzuela: la zarzuela barroca (1630-1750) y la zarzuela romántica (1850-1950).

Los temas de la zarzuela barroca son sobre argumentos y personajes mitológicos y mezclan diálogos en verso y arias de estilo operístico con canciones populares y bailes. La primera representación fue en 1657, la comedia titulada  El Laurel de Apolo, escrita por Pedro Calderón de la Barca con música de Juan Hidalgo de Polanco, y tuvo lugar en el Real Palacio de El Pardo, en el Complejo del Palacio de la Zarzuela. Asistieron a este acontecimiento el Rey Felipe IV, la Reina Mariana y su corte y marcó el nacimiento de la Zarzuela.

La Zarzuela Barroca disfrutaría de cerca de 100 años de éxito hasta su decadencia en el siglo XVIII, cuando la España de los Borbones estaría dominada por las influencias italianas, especialmente en las artes y el teatro. No fue hasta 1759, cuando Carlos III comenzó su reinado, cuando el clima político en España comenzaría a cambiar llevando a los artistas a rebelarse contra de las influencias tradicionales italianas. Esta transformación de mentalidad combinada con el nacionalismo permitió la resurrección de la zarzuela española.

La Zarzuela Romántica comenzó a aparecer alrededor de 1850 y, a pesar de algunas modificaciones en la estructura y la incorporación de interludios cómicos y personajes de mala vida, permaneció esencialmente igual. La zarzuela romántica se puede subdividir en género grande y género chico. El género chico se hizo muy popular cuando en 1868, a causa de la Revolución, se produjo una crisis económica y el publico demandaba entretenimientos económicos. Entre las obras maestras de la zarzuela romántica tenemos El barberillo de Lavapiés de Barbieri (género grande) y La Gran Vía de Federico Chueca (género chico).

Las mejores zarzuelas españolas fueron escritas entre 1880 y 1890, pero el género continuó adaptándose, cambiando y floreciendo en el siglo XX, aunque con la Guerra Civil Española (1936-1939) estuvo a punto de desaparecer. En la década de los 50, la zarzuela se reintrodujo con las grabaciones en LP con interpretaciones de cantantes famosos en todo el mundo como Teresa Berganza, Manel Ausensi y Pilar Lorengar. Con la muerte de Franco en 1975, el interés en la ópera española se renovó con las apariciones en radio y televisión y las giras internacionales.

La zarzuela española está en constante evolución y continúa combinando aspectos de la ópera tradicional con la cultura española y el sabor nacional.