Learn Spanish in Spain

Estudiar Español en España

Usamos cookies para mejorar su experiencia como usuario de nuestra web. Cookie Más información

Inicio » Cultura » España » Sociedad » Comida » Buñuelos de Viento

Buñuelos de Viento

Buñuelos de Viento

Buñuelos de Viento. Aprende más sobre la receta de los Buñuelos de Viento, una receta española tradicional del Día de todos los Santos.

Vocabulario

Buñuelo: small doughnut, fritter
Viento: wind
Harina: flour
Trigo: wheat
Aceite: oil
Bollo: bun
Griego: Greek
Dulce: sweet
Hueso: bone
Maíz: corn

Verbos

Servir: to serve
Llenar: to fill
Usar: to use
Agregar: to add
Rellenar: to stuff, to fill

Los buñuelos de viento son un postre tradicional del Día de Todos los Santos en muchas partes de España. Son unas pequeñas bolas de masa de harina de trigo, mantequilla y huevo fritas en aceite de oliva. Normalmente estos buñuelos se sirven rellenos de nata, crema pastelera o chocolate y se espolvorean con azúcar glas.

Los buñuelos tienen su origen en una receta de cocina sefardí. Los judíos sefardíes preparaban unos bollos fritos de harina que se denominaban bimuelos. Estos bollos solían comerse en la celebración de la Janucá, es decir, de la fiesta en la que los judíos recuerdan y conmemoran la victoria que tuvieron contra los griegos en la antigüedad.

Con posterioridad los cristianos los adoptaron como dulces para la celebración del Día de todos los Santos. En la actualidad, cuando se acerca el 1 de noviembre las pastelerías y confiterías llenan sus escaparates de estos dulces, además de los famosos huesos de santo, otro dulce tradicional de estas fechas.

En otros lugares del mundo hispano también existen buñuelos, aunque contienen otros ingredientes: por ejemplo, los buñuelos mexicanos usan como ingrediente base la harina de maíz en sustitución de la de trigo y se suelen bañar en licor de anís. También en las islas Filipinas existen recetas típicas denominadas buñuelos.

Receta de los Buñuelos de Viento

Ingredientes:

Preparación:

En un recipiente se pone la leche, la mantequilla y la sal al fuego hasta que empiece a hervir.

En ese momento se añade la harina, mezclándola constantemente con una espátula hasta que la masa se desprenda de las paredes del recipiente.

Se agregan entonces los huevos, removiendo enérgicamente la masa. Debe quedar de una consistencia cremosa.

Se toman porciones de la masa con una cuchara y se van friendo en abundante aceite; una vez fritos se escurren para eliminar el exceso de aceite y se dejan enfriar.

Se pueden rellenar con nata, crema o chocolate, y se espolvorean con azúcar glas. Para rellenarlos haz un pequeño orificio y con ayuda de una manga pastelera introduce la crema en el interior del buñuelo.

Tiempo de preparación:

45 minutos.