Durante tu viaje de aprender español, los comparativos y superlativos son cruciales para expresar diferencias y similitudes entre elementos. Estas construcciones lingüísticas permiten calibrar magnitudes y cualidades, otorgando precisión a las expresiones y frases.

Por eso, en este post te explicamos todo lo que necesitas saber para usar las comparaciones y los superlativos en español. Si prefieres leer este artículo en inglés, puedes hacerlo en este enlace.

Los comparativos en español

Los comparativos son estructuras gramaticales que permiten establecer relaciones de mayor o menor grado entre dos elementos. Estos elementos pueden ser sustantivos, adjetivos o adverbios, además, la comparación en español se realiza mediante la utilización de palabras y estructuras específicas.

En español, los comparativos se construyen de diferentes maneras según la clase de palabras que se esté comparando. Existen tres tipos principales de comparativos: de igualdad, de superioridad y de inferioridad.

Comparativos de igualdad

Los comparativos de igualdad en español se utilizan para expresar dos elementos que tienen la misma cantidad o calidad. La estructura básica se compone de ‘tan’ + adjetivo/adverbio + ‘como’.  Aunque también se pueden usar otras fórmulas como ‘igual de’ + adjetivo/adverbio + ‘que’ o ‘lo mismo que’.

Estos son algunos ejemplos:

  • Juan es tan perspicaz como María
  • El coche es tan rápido como la moto
  • La hormiga es tan lenta como la tortuga
  • La entrada de cine cuesta lo mismo que la del teatro
  • La tarta es igual de dulce que el flan

Comparativos de superioridad

Cuando se quiere indicar que un elemento es superior en magnitud o cualidad a otro, se emplea el comparativo de superioridad. Estos se forman utilizando la palabra ‘más’ con adjetivos y adverbios de dos o más sílabas. Algunos ejemplos son:

  • Este libro es más interesante que el anterior
  • María es más alta que Juan
  • El gato es más ágil que el perro
  • Mi hermana es más organizada que yo
  • El clima en la costa es más agradable que en el interior del país

Comparativos de inferioridad

Por otro lado, los comparativos de inferioridad señalan que un elemento es inferior en magnitud o cualidad al otro. Se construyen utilizando la palabra ‘menos’ con adjetivos y adverbios de dos o más sílabas. Ejemplos incluyen:

  • Este ejercicio es menos complicado que el anterior
  • Juan es menos hábil que María
  • El invierno es menos cálido que el verano
  • Este coche es menos costoso que el que vimos ayer
  • El examen de hoy fue menos difícil que el de la semana pasada

Formas especiales

Algunos adjetivos y adverbios en español tienen diferentes formas para expresar grado o diferencia. Estos son los más comunes:

  • Mejor – bueno / bien
  • Peor – malo / mal
  • Mayor – grande / más viejo
  • Menor – pequeño / más joven

Los superlativos en español

Los superlativos ofrecen la posibilidad de expresar lo más alto, grande, pequeño o notable de una categoría, brindando precisión y énfasis a las conversaciones. Son estructuras gramaticales que se utilizan para señalar la máxima magnitud o cualidad de un sustantivo, adjetivo o adverbio.

En español, existen diferentes maneras de expresar el superlativo, cada una adaptada a las características de la palabra que se está modificando.

Superlativos absolutos

Estos superlativos resaltan la cualidad en su grado máximo sin hacer comparaciones. Se forman añadiendo los sufijos ‘-ísimo’, ‘-ísima’, ‘-ísimos’ o ‘-ísimas’ al adjetivo. Por ejemplo:

  • Hermoso → Hermosísimo
  • Rápido → Rápidísimo

Algunos ejemplos en frases son:

  • El paisaje desde la montaña es bellísimo
  • Este postre está riquísimo
  • La tormenta fue intensísima anoche

Superlativos relativos

Los superlativos relativos comparan un elemento con otros de la misma categoría, destacando el más destacado o el menos destacado. Se utilizan las palabras ‘más’ y ‘menos’ + ‘de’ antes del sustantivo. Estas son algunas frases de ejemplo:

  • Pablo es el más talentoso de todos los músicos
  • Marta es la menos extrovertida de las amigas
  • Luis es el más alto de la clase

Superlativos de inferioridad

Estos superlativos indican la máxima magnitud en el grado negativo, resaltando la menor cualidad o cantidad. Se utilizan las palabras "más" y "menos" junto con el sustantivo. Algunos ejemplos son:

  • Este libro es el más aburrido que he leído
  • Luis es el menos comprometido con el proyecto
  • Juan es el menos hábil en la cocina
  • Esta clase es la menos interesante de toda la carrera

Los comparativos en español no solo enriquecen tu capacidad expresiva, sino que también revelan las sutilezas y particularidades de la lengua. Desde las comparaciones de igualdad hasta las de superioridad y los superlativos, cada construcción gramatical aporta matices que contribuyen a una comunicación más precisa y enriquecedora.

Aunque las diferencias entre español y tu lengua materna puedan ser diferentes, dominar estas estructuras en español te acercan a un manejo avanzado del idioma. Por eso, aprender español en España con los cursos intensivos de español de don Quijote te permitirá descubrir ciudades extraordinarias y mejorar tu manejo del idioma en poco tiempo.

¿Hablamos?

Échale un vistazo a nuestros cursos y te ayudaremos a crear un presupuesto personalizado.

Newsletter

Nuevas historias interesantes cada mes en tu buzón de entrada.